Relatos de viajes, excursiones y más.

San Antonio de Esterún

A Esterún se llega por una pista sin asfaltar pero en aceptable estado, que parte a la derecha de la carretera de Llert poco antes de cruzar el puente sobre el barranco y que luego continúa hacia el puerto de la Muria. Una interesante alternativa es desde Llert por el PR-HU 50 que coincide con el camino tradicional de antiguos orígenes: son tres cuartos de hora y espléndidas vistas sobre el valle y el macizo del Turbón. Sus coordenadas UTM: 31 T 0292624 y 4701880.

Pequeña iglesia de una nave cubierta con bóveda de cañón y ábside semicircular cubierto con bóveda de cuarto de esfera.

Una ventana rectangular de tosca con gran derrame interior se abre al sudeste del ábside. Junto a ella hay un nicho cuadrangular.

Ábside

Tiene una capilla a cada lado a modo de crucero. Ambas capillas se cubren con rústicas bóvedas de cañón y exteriormente con cubiertas a dos aguas. El nivel del terreno del cementerio deja la capilla norte muy hundida exteriormente.

Capilla norte

Tanto el ábside como las capillas laterales conservan sus altares. Hay sendas hornacinas sobre los altares de las capillas.

Altar Mayor

En la capilla norte hay un nicho y una estrecha ventana con derrame interior en el muro este. En la capilla sur hay un nicho al oeste y un hueco en el muro este con una hendedura que permite ya ver el exterior.

Al sur, puerta formada por grandes dovelas y con dintel interior. La protegía un pórtico que se ha hundido hace poco tiempo.

Portada

A poniente hay un coro cuyas vigas se han desprendido del muro norte y aguanta en equilibrio hasta su total y pronto desplome. La escalera que subía a él adosada al muro norte está completamente hundida.

Coro

Todo el interior estaba revocado y blanqueado.

El pavimento, ahora lleno de escombros, era de losas.

Un campanario de espadaña de doble ojo se levanta a los pies. Los ojos están formados con piedra tosca.

El aparejo es de mampostería, muy rústico. Las cubiertas son de losas.

El ábside semicircular hace que podamos colocar su origen de esta iglesia en la época del románico tardío, pero teniendo en cuenta la falta de documentación, la rusticidad del aparejo y que en estas zonas rurales los arcaísmos estilísticos pueden durar siglos, igual podría fecharse su construcción en el siglo XII como en el XVI, ya contemporánea de la portada o las capillas laterales.

El cementerio, rodeado por un muro de cemento, se extiende al norte y al este de la iglesia. Las ortigas imposibilitan la entrada en él.

Además del hundimiento del pórtico, es reciente el expolio de la campana que conservaba y de la pila de agua bendita que había a la derecha de la entrada.

Aunque únicamente quede en él una persona, el pueblo sigue vivo.

 Bibliografía:

ARAMENDÍA, José Luís: El Románico en Aragón, vol. II, Cuencas del Ésera y Cinca, Librería General S.A., 2001, p. 107-109.

IGLESIAS COSTA, Manuel: Arte Religioso del Alto Aragón Oriental, Arquitectura Románica, tomo II, Prames, Zaragoza, 2003, p. 202-203.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: