Relatos de viajes, excursiones, románico y más.

Archivo para la Categoría "Románico por Europa"

ALBA DE TORMES. SAN JUAN

San Juan de Alba de Tormes

Situada en la plaza de la población es un ejemplo del románico-mudéjar tan usual en esta zona castellano-leonesa conocida como Tierra de Pinares. Está dedicada a San Juan Bautista y a San Juan Evangelista.

De finales del siglo XII o principios del XIII. Consta de tres naves y tres ábsides, de los cuales solo dos -el central semicircular y el sur poligonal- son visibles exteriormente pues el norte queda oculto por una vivienda que se adosó a la iglesia.

En el siglo XVIII se añadió el campanario, realizado mitad en piedra, mitad en ladrillo, se suprimió el pórtico románico y se le pusieron a la iglesia muchos añadidos barrocos  En 1957 se realizó una profunda restauración, eliminando los elementos barrocos para devolverle su aspecto medieval.

Los ábsides se levantan sobre un zócalo de piedra , que tiene encima una franja de ladrillo y sobre ella, a su vez, otra franja de piedra. Constan de dos pisos de arcos doblados (triplicados en el piso inferior del ábside sur) de medio punto. En los arcos del piso superior en el ábside central se abren vanos aspillerados de iluminación, solo visibles dos pues el otro queda en el interior de la casa adosada.

En el ábside sur los arcos exteriores reposan sobre columnas cuyas basas y capiteles son de piedra. Los capiteles muestran algunos motivos muy sencillos

que alternan con otros con representaciones animalísticas.

El actual pórtico es fruto de la restauración de 1957

En su entrada -al este- se colocaron dos capiteles románicos con monstruos a los que salen tijas vegetales de la boca.

El interior sorprende por su amplitud. Esta sensación se debe a que eliminaron los arcos formeros de separación entre las naves en el siglo XV y unos grandes arcos escarzanos perpendiculares al eje de la iglesia los sustituyeron y son los que soportan la actual cubierta de madera.

La cabecera conserva su estructura románica, si bien la bóveda del presbiterio en el ábside central fue sustituida por una cúpula sobre pechinas. Además los muros de este ábside han sido parcialmente revocados.

En los ábsides laterales se ha respetado más el original y lucen su románico de ladrillo tanto en el largo tramo presbiterial con su bóveda de cañón, sostenida por un arco fajón, como en la bóveda de cuarto de esfera que lo cierra. Las columnas que sostienen los arcos fajones y los arcos triunfales de acceso al ábside son de ladrillo, pero como en el exterior con las basas y capiteles en piedra. El fondo está decorado con frisos de esquinillas y arquerías en ladrillo

Ábside norte

Ábside sur

Entre un rico contenido artístico de épocas diversas destaca en esta iglesia el maravilloso apostolado tardorrománico que rodea el altar mayor. probablemente formaba parte de una portada desaparecido.

Jesús centra la escena rodeado por los doce apóstoles, entre los cuales San Pablo sustituye a Judas, sentados en tronos. Muchas de las imágenes conservan buena parte de su policromía. Pese a su hieratismo, vestuario y peinados nos acercan ya al gótico.

Jesús en el centro sobresale de los demás por su altura, quedando clara la jerarquización. En la mano derecha porta un báculo en forma de tau y en la izquierda un curioso cetro con una flor de lis.

Entre los apóstoles se identifican claramente San Pedro con la llave.

San Juan, imberbe, aunque se le pintó con posterioridad una barba.

Santiago el Mayor con su manto decorado con vieiras.

Y San Pablo identificado por una pronunciada calvicie y portando un filacterio en vez del libro que llevan todos los demás.

Adosada al muro sur del presbiterio hay una imagen e la Virgen con el Niño, que se considera formaba parte del mismo grupo que el apostolado. Es la única con Cristo que va calzada y su trono es similar al de San Pablo y distinto a los demás.

Virgen

 

Quizás estas dos figuras ocupaban otra posición o estaban en otro lugar. Aquí se pueden ver los tronos de ambas.

En el muro septentrional hay un deteriorado Calvario con Cristo, la Virgen y San Juan, de madera policromada del siglo XIII, que se halló emparedado en la iglesia de Santiago. 

De la iglesia de San Miguel, que se derrumbó en 1977,  proceden dos imágenes de santos que también se hallaron emparedadas en los muros. Una de ellas es fechable en el siglo XII.

La otra ya es plenamente gótica.

La pila bautismal de granito es notoriamente antigua, probablemente medieval, aunque resulta difícil fecharla con más precisión.

Presidiendo la capilla del ábside sur está la muy curiosa y simpática escultura en piedra de la Virgen de la Guía, gótica del siglo XV, procedente de la desaparecida ermita del mismo nombre, derribada a principios del siglo XX.

En el ábside norte está instalada la capilla del Santísimo en la que se admira la gran talla del denominado Cristo de las Batallas, del siglo XIV.

El templo es un auténtico museo con obras -además de las ya citadas- procedentes de diversas iglesias de Alba de Tormes de épocas renacentista y barroca.

Finalizo con el retablo Mayor, obra realizada por Luís González en 1742, que ocupaba anteriormente el ábside central y actualmente ha sido trasladado a los pies de la iglesia.

Esta iglesia fue declarada Bien de Interés Cultural en 1993.

O GROVE. NUESTRA SEÑORA DE LA LANZADA

Nuestra Señora de La Lanzada.

Esta ermita, de entre los siglos XII y XIII, se levanta en una pequeña península rodeada por dos playas espectaculares.

Consta de una sola nave encabezada por un ábside semicircular litúrgicamente orientado.

El ábside muestra cuatro columnas adosadas. 

Su alero está decorado con canecillos, típicamente románicos.

Algunos bastante desgastados.

Tiene en el centro una ventana de medio punto cerrada con un arco monolítico.

También están decorados con canecillos los aleros de los muros laterales. En estos hay también ventanas similares a la del ábside con derrame al interior.

Muro norte

Muro sur

Se accede a la ermita través de la estrecha portada de medio punto dovelada situada en el muro sur.

El muro oeste muestra otra portada y un rosetón de época posterior.

Esta portada tiene un falso arco de descarga encima.

La nave se cubre con bóveda apuntada y se halla dividida en tres tramos por dos gruesos arcos notoriamente apuntados, uno cercano a los pies y otro en el centro. Este último está sobre un muro que divide la iglesia comunicándose las dos parte mediante una especie de gran portada de arco también apuntado. Otro arco similar abre la entrada al presbiterio.

En el corto tramo occidental se instaló en época moderna un coro de madera.

El ábside se cubre con bóveda de cuarto de esfera y queda muy enmascarado por el retablo barroco en el cual está la imagen de la Virgen.

Las columnas que sostienen los fajones, la portada entre las dos partes y el arco presbiterial muestran capiteles esculpidos muy desgastados, aunque en algunos son reconocibles representaciones geométricas, vegetales y animales.

En el presbiterio, en el muro norte, un pilar octogonal sostiene lo que parece una pila cuadrada, que bien pudo ser un capitel pues la decoración recuerda los anteriores.

El aparejo es todo de sillares de granito de distintos tamaños, bien alineados. La cubierta de tejas es de construcción reciente.

Este lugar fue utilizado desde la antigüedad conservándose restos de un castro céltico, de instalaciones romanas y de fortificaciones medievales protectoras frente a las incursiones de vikingos o sarracenos. Quedando como testimonios, además de la ermita, parte de un torreón y restos aparecidos en excavaciones arqueológicas.

La ermita es objeto de rituales ancestrales. La noche del último sábado de agosto acuden las parejas que desean acabar con su infertilidad y para ello las mujeres deben someterse al baño de las nueve olas en la playa, a los pies de la ermita. Para acabar con el mal de ojo y otros hechizos aún hay otro ritual en esta ermita que es barrer tres veces por detrás del altar. Hay escobas para ello y una advertencia de que para que sea efectivo hay que depositar tres monedas, lo que no especifican es el tamaño de estas.

 

 

 

 

 

FLORENCIA. SAN MINIATO AL MONTE

Esta iglesia y el baptisterio de San Juan son los dos monumentos considerados las obras maestras del románico florentino.

San Miniato es tenido por el primer mártir florentino. Fue decapitado durante la persecución de Decio en el siglo III. Pronto le fue levantada una capilla en esta colina, lugar al que él se desplazó después de muerto con la cabeza bajo el brazo. Se trata pues de uno de los santos denominados cefalóforos.

En 1018 se inició la construcción de la actual iglesia para preservar en ella los restos de San Miniato hallados en la anterior capilla, documentada ya en época carolingia.

La fachada, toda ella de mármoles policromados, se aprecia tras una larga escalinata.

772. San Miniato del Monte

Consta de un cuerpo inferior formado por cinco arcos de medio punto (siglo XI) sostenidos por columnas verdes con capiteles blancos. Pese a la apariencia no corresponden a cinco naves sino a tres.

770. San Miniato del Monte

Y uno superior (siglo XII), que en el centro presenta una ventana clásica con frontón, sobre el cual hay un mosaico que representa a Cristo entre la Virgen y San Miniato (segunda mitad del XIII).

771. San Miniato del Monte - copia

Corona el frontón un águila que sujeta una bola de tela, símbolo del Arte di Calimana, patrocinadores de la iglesia. Éste era uno de los gremios más poderosos en la Florencia medieval, que agrupaba a los mercaderes de la lana.

771. San Miniato del Monte - copia (2)

El interior es de tres naves separadas por columnas.

Está estructurado en tres niveles al tener cripta y un presbiterio muy sobreelevado.

1. Nave central 2

Al fondo se encuentra la capilla del Crucifijo, obra de Michelozzo, que actualmente no es visible por reformas.

La nave central es más alta y ancha que las laterales por eso las semicolumnas que sostienen los dos arcos fajones se elevan por encima de los arcos formeros.

12. Formeros entre nave central y norte

Hay capiteles clásicos de mármol blanco reutilizados y otros de ladrillo pintados de blanco con hojas de acanto, que son de época románica.

Capitel 2

El pavimento de mármol de la nave central es de 1207 y está decorado con una delicada taracea.

3. Pavimento

Destaca el panel con los signos del zodíaco.

4. Zodíaco 2

Las naves se cubren con artesonados de madera.

Artesonado 2

En las muros de las naves laterales, sobre todo en la nave de la epístola, hay interesantes frescos de los siglos XIV y XV.

Frescos 6

Frescos 7

Frescos muro sur

Desde la nave del evangelio se accede a la capilla del cardenal de Portugal, diseñada por Antonio di Manetto, discípulo de Brunelleschi, una de las mejores muestras del renacimiento en Florencia,

778. Capilla del cardenal de Portugal

Sendas escaleras que parten de las naves laterales permiten acceder al presbiterio, que, como ya he dicho, queda muy elevado por encima de la nave.

10. Nave norte 4

Escalera desde la nave norte

El ábside lo dividen seis semicolumnas de mármol verde de Prato.

Ábside 9

En el presbiterio se encuentra el púlpito románico cuadrangular, de principios del XIII. Curiosamente muestra sólo a tres de los evangelistas. Falta Lucas.

6. Púlpito

El crucifijo que domina el altar mayor ha sido atribuido a Luca della Robbia.

7. Crucifijo 2

En la bóveda hay un gran mosaico de tradición bizantina con Cristo bendiciendo entre la Virgen, San Miniato y el Tetramorfos. Es de 1297.

11. Ábside 8

El ábside semicircular de la nave central -las laterales muestran cabecera plana- es exteriormente muy alto pues abarca los diversos niveles de la iglesia. En él se puede apreciar el aparejo de sillarejo imitando los ladrillos de las construcciones romanas. Se aprecia alguna franja de tizones.

763. San Miniato. Ábside

Las ventanas de la parte superior han sufrido múltiples reformas. Las inferiores son de medio punto y en alguna de ellas se juega con el bicromatismo, tan frecuente en el mundo clásico como en el románico italiano.


765. San Miniato. Ábside. Ventana norte

La cripta es la parte más antigua de la iglesia (siglo XI). Consta de siete pequeñas naves, tres centrales y cuatro laterales cubiertas con bóvedas de crucería sostenidas por columnas con capiteles de tipos diversos.

El altar está precedido por una reja de 1338 y en él están enterrados los restos de San Miniato, aunque esta cuestión no está exenta de polémica.

2. Cripta 18

Las bóvedas del presbiterio de la cripta están pintadas con frescos de Taddeo Gaddi (1341).

12. Cripta 5

El campanario fue diseñado a principios del siglo XVI por Baccio d’Agnolo y sustituyó a uno anterior que se había derrumbado.

Durante el asedio de las tropas de Carlos V se cuenta que el propio Miguel Ángel hizo cubrir la torre con colchones para protegerla de las descargas artilleras.

731. Campanario de San Miniato

Detrás de la iglesia hay un cementerio auténticamente monumental en el cual están las tumbas de muchos ciudadanos ilustres, entre ellos Carlo Collodi, el creador de Pinocho.

750. San Miniato. Cementerio

Desde el cementerio se obtienen perspectivas distintas de la cabecera y las dependencias conventuales situadas a mediodía de la iglesia

744. San Miniato. Cementerio

FLORENCIA. SANTOS APÓSTOLES

La iglesia de los Santos Apóstoles, situada en una tranquila plazoleta del centro de Florencia, es uno de los principales monumentos románicos de la ciudad.

1067. Santos Apóstoles

Está situada en la plaza del Limbo, llamada así porque en este lugar estaba el cementerio de los niños que morían sin haber sido bautizados.

Fue construida en el siglo XI, aunque una placa sobre una de las puertas laterales nos quiera convencer de que fue fundada por el mismo Carlomagno y su paladín Roldán.

P1020588a

La fachada de ladrillo también es del siglo XI, pero la portada en mármol blanco y gris es de 1512, obra de Benedetto da Rovezzano

Poratda

El interior es de tres naves separadas por columnas de mármol verde de Prato. El techo de madera es del siglo XIV y el pavimento fue restaurado en el XVI y ahora alberga muchas tumbas de ciudadanos ilustres.

1069. Santos Apóstoles

1075. Santos Apóstoles

Los capiteles son diferentes y algunos de ellos se supone proceden de las antiguas termas romanas situadas en las cercanías.

P1020595

Sólo tiene un ábside semicircular.

1072. Santos Apóstoles

Las naves laterales acaban planas.

Nave de la epístola

Nave sur

Nave del evangelio

Nave norte

El ábside es visible exteriormente desde un callejón lateral.

1078. Santos Apóstoles

Al igual que el campanario, construido por Baccio d’Agnolo en el siglo XVI.

1079. Santos Apóstoles

Como cualquier iglesia florentina contiene importantes obras de arte, sobre todo de época renacentista, como el tabérnaculo de cerámica vidriada, obra de Giovanni della Robbia, que preside la capilla de la cabecera de la nave norte.

1074. Santos Apóstoles. altar de Andrea della Robbia

O Esta pintura de la Ascensión, de Vasari, situada en una capilla de la nave sur.

1070. Santos Apóstoles. Inmaculada Concepción. Vasari

 

MONASTERIO DE GLENDALOUGH. IRLANDA

Glendalough es un monasterio fundado por San Kevin en el siglo VI en un paraje boscoso junto a dos lagos. San Kevin en principio eligió para vivir como ermitaño una cueva junto al lago superior. Poco a poco la fama de santidad de San Kevin hizo que alrededor se formará una pequeña comunidad que posteriormente dio lugar al monasterio. Éste alcanzó su máximo esplendor en los siglos XI y XII. Saqueado varias veces por los vikingos y asolado por los ingleses en 1398, inició una fuerte decadencia estando en el siglo XVII todos los edificios en ruinas. A finales del siglo XIX algunos fueron restaurados.

La muralla que rodeaba el recinto ha desaparecido. sólo se conserva el acceso mediante una portada de doble arco.

785. Glendalough. La puerta

Pasada la entrada hay grabada en un sillar una cruz protectora del santuario.

875. Glendalough. Cruz grabada junto a la entrada

El lugar, tras la desaparición del monasterio, siguió siendo utilizado como lugar de enterramiento de los lugareños. También siguió siendo centro de peregrinaciones en las que se mezclaban el culto a San Kevin con supersticiones y rituales antiguos.

786. Glendalough

Entre las lápidas destaca la abundancia de cruces célticas.

791. Glendalough

Sobre las lápidas y cruces se yergue la torre redonda, que fue torre de guardia, refugio y campanario.

855. Glendalough

Con sus treinta y tres metros de altitud se ha convertido en el símbolo de Glendalough. Generalmente se piensa que su principal papel era el defensivo lo que en este caso no parece muy lógico dado que en el interior no había lugar para almacenar agua ni ningún tipo de servicios higiénicos, cosa que sí se da en muchas otras torres. La vigilancia y el aviso de cualquier acontecimiento a través de las campanas ubicadas en los cuatro ventanales de la parte superior serían sus funciones básicas a lo largo de los siglos. También se podían guardar en su interior objetos valiosos.

789. Glendalough

La construcción se fecha en el siglo XI. La cubierta cónica es fruto de la restauración de 1876 con materiales originales tras haber sufrido la caída de un rayo.

794. Glendalough

La puerta de la torre, como es habitual en todas las torres medievales se abre a considerable distancia del suelo -en ésta a algo más de tres metros- y únicamente era accesible con escaleras de cuerda o madera que se podían retirar en cualquier momento desde el interior. La puerta mira hacia la catedral.

La comunicación entre los pisos separados por estructuras de madera se realizaba mediante escaleras y trampillas que los comunicaban entre sí.

814. Gloendalough. Torre. Puerta

El aparejo es generalmente de sillares apenas desbastados de granito gris -mejor trabajados en la base- que alternan con esquisto micáceo. Para nivelar el terreno la torre se levanta parcialmente sobre un doble zócalo.

Queda algún mechinal en los que se apoyaban los andamios durante la construcción, pero la mayoría fueron eliminados durante la restauración.

Torre 14

La edificación más alejada del conjunto, situada a poniente de la torre, cerca del lago inferior, es la iglesia de Santa María.

Se supone que pudo ser la construcción más antigua datando de cuando empezaron a abandonarse las celdas primitivas situadas junto al lago superior.

806. Glendalough. Santa María

Parece que esta iglesia estuvo destinada exclusivamente al uso de monjas.

El aparejo es de bolos de granito con algún rústico sillar en los ángulos y la fachada.

807. Glendalough. Santa María

Las piedras mejor talladas son las jambas y el dintel de la portada situada al oeste.

st maryy

Volviendo hacia el núcleo principal de construcciones aparece la Casa de los Priores. Su nombre proviene de la práctica de enterrar sacerdotes allí en los siglos XVIII y XIX.

Ha sido reconstruida con las piedras originales basándose en un boceto de 1779.

834. Glendalough. Casa del Prior

835. Glendalough. Casa del Prior

Es un típico edificio románico como muestra el arco que lo cierra por el este.

831a. Glendalough. Casa del Prior

La puerta adintelada está al sur.

833. Glendalough. Casa del Prior. Puerta al sur

A alguno de los sacerdotes enterrados en este edificio se les atribuyeron poderes curativos. Unido esto a una tradición que afirmaba que también San Kevin fue enterrado aquí, convirtió este lugar en centro de peregrinación. Los devotos cogían tierra de las tumbas y se la aplicaban a llagas o heridas mientras cantaban oraciones.

832. Glendalough. Casa del Prior. Interior

El edificio mayor es la catedral.

818. Glendalough. Catedral

A su lado se levanta la Cruz de San Kevin. Está tallada en un único bloque de granito. Algunos remontan su construcción al siglo IX.

La leyenda afirma que quien pueda abarcar con sus brazos el cuerpo de la cruz y tocarse los dedos de una mano con los de la otra volverá a Glendalough. Para quienes tengan más fe algunos afirman que podrán satisfacer todos sus deseos.

18A_1238

La catedral estuvo originalmente dedicada a San Pedro y San Pablo y mantuvo su rango hasta que Glendalough en 1214 fue unido a la diocesis de Dublín.

859. Glendalough. Catedral

Fue construida en varias fases a partir del siglo X hasta comienzos del XIII.

La fase más antigua se manifiesta en los sillares ciclópeos de esquisto micáceo, unidos sin mortero, de la hiladas más bajas de la nave y de la fachada oeste. probablemente estas piedras procedan de un edificio anterior. La nave se cubría con una estructura de madera.

827. Glendalough. Catedral. Muro sur

Catedral 11

La puerta, situada al oeste, es muy parecida interior y exteriormente.

830. Glendalough. Catedral. Puerta oeste. Interior

No parece que las numerosas ventanas hubieran tenido cristales sino que debieron cubrirse con pieles de animales bien finas para que fuesen lo más trasparentes posible.

Catedral. 2º ventana muro sur

El presbiterio no se añadió hasta el siglo XII y curiosamente no está alineado con la nave.  Un gran arco cuidadosamente trabajado, cuyos restos se aprecian a ambos lados, unía ambas partes.

841. Glendalough. Catedral

Una gran ventana de medio punto, que ha perdido la mayor parte de su decoración, se abre al este en el prebiterio.

829. Glendalough. Catedral

Catedral. Cabecera. Ventana por el interior

La pérdida de decoración de la ventana se aprecia aún más por el exterior.

845. Glendalough. Catedral

También en el siglo XII o quizás ya en el XIII se añadió una sacristía al sur del presbiterio.

846. Glendalough. Catedral. Anexo al sudeste

La puerta norte de la nave también data de este período. Está muy arruinada, pero quedan restos que nos muestran que tuvo que tener una rica decoración.

819. Glendalough. Catedral

En el presbiterio es visible aún un gran armario emportrado en el muro sur.

824. Glendalough. Catedral. Muro sur

En el suelo o apoyadas en los muros hay muchísimas losas sepulcrales. Como ésta de uno que superó los cien años.

820. Glendalough. Catedral

Junto a la puerta hay una pila medieval.

Catedral. Pila junto a la puerta de entrada al oeste

La catedral y su campanario siguen aún hoy siendo el emblema del monasterio.

844. Glendalough. Catedral

Aún queda a unos metros de la catedral otro edificio importante, la denominada Cocina de San Kevin.

805. Glendalough. San Kevin

Este curioso edifcio debe su nombre al campanario circular levantado sobre la cubierta, que recuerda una chimenea.

Resulta curioso el afán de los constructores irlandeses por integrar un campanario circular en una iglesia de planta rectangular.

Los sillares son de esquisto micáceo como en la mayor parte del resto de edificios, y la cubierta de losas, todo ligado con mortero de cal y arena,

799. Glendalough. San Kevin

La iglesia tiene una cámara semioculta que ayuda a soportar la cubierta a demás de servir como escondrijo. Tiene una sacristía añadida al norte.

795. Glendalough. San Kevin

El interior no es accesible, pero puede verse a través de la puerta su bóveda de cañón.

797. Glendalough. San Kevin

El campanario tiene tres pisos con una ventana a cada punto cardinal en el superior y sólo dos ventanas en el segundo.

801. Glendalough. San Kevin. Torreta

Unos metros al sur de San Kevin aún quedan vestigios de otra iglesia, la de San Kieran, de la que tan sólo se puede seguir la planta.

St Kieran

A orillas del lago superior, fuera de lo que fue el recinto amurallado del monasterio, aún hay otras construcciones, algunas bastante más antiguas y relacionadas con la vida de San Kevin.

 

BRIOUDE. SAN JULIÁN

La basílica de San Julián se levantó sobre la tumba de este mártir del siglo IV.

La iglesia actual fue construida en varias fases y duró más de un siglo, desde mediados del XI a casi finales del XII. Las bóvedas góticas de la nave principal se añadieron en el XIII.

20170421_190813

La cabecera muestra el escalonamiento usual en el románico de Auvernia y una rica decoración gracias a las combinaciones con la policromía de las piedras.

503. Brioude. St-Julien. Desde el mirador

Su fachada de poniente y el campanario que la corona fueron reconstruidos en el siglo XIX

424. Brioude. St Julien. Fachada oeste

Las portadas y ventanas del primer nivel juegan con el cromatismo bicolor de las dovelas.

420. Brioude. St Julien. Fachada oeste. Portadas

El acceso se efectúa por las portadas situadas tras un pórtico, cubierto con bóvedas de arista, al norte y al sur.

El pórtico sur, más vistoso, muestra capiteles con decoración vegetal y conserva buena parte de los herrajes y ornamentos de bronce de la puerta.

425. Brioude. St Julien. Pórtico sur

Al ver la nave principal, la más larga de todas las iglesias románicas de Auvernia, sorprende su escasa anchura.

428. Brioude. St-Julien. Nave central

Más normal se ve el tamaño de las naves laterales cubiertas con bóvedas de arista.

467. Brioude. St-Julien. Nave norte hacia los pies

Girando la vista hacia los pies se aprecian las tribunas sobre el nártex y las columnas pintadas.

437. Brioude. St-Julien. Pies de las naves norte y central

446. Brioude. St-Julien. Las tribunas a los pies

Así como las pinturas de la capilla de San Miguel.

432. Brioude. St-Julien. Nave sur hacia los pies

Pese a los fragmentos perdidos, el programa pictórico sigue siendo muy amplio.

448. Brioude. St-Julien. Frescos en las columnas de lso pies

449. Brioude. St-Julien. Frescos en las columnas de lso pies

En el llamado pilar de los profetas es notable la calidad.

443. Brioude. St-Julien. Pilar de los Profetas

En otro de los pilares se halla una de las pinturas más conocidas de la iglesia.

447. Brioude. St-Julien. Frescos en las columnas de lso pies

Es el rostro de la llamada egipcia o mujer del ojo dilatado.

450. Brioude. St-Julien. Frescos en las columnas de los pies

Aunque las pinturas sean lo más atrayente no es nada desdeñable el programa escultórico de los capiteles.

La temática es bastante auvernesa. El mono ensogado.

Capitel con el mono ensogado

O los tritones con colas vegetales.

Capitel con tritones con colas vegetales

Otros se apartan de los motivos populares en la región como estos grifos.

445. Brioude. St-Julien. Capitel con grifos

Más originales son los rostros que hacen de soporte a semicolumnas.

435. Brioude. St-Julien. Soporte de semicolumna

455. Brioude. St-Julien. Rostro de reina

El coro tiene deambulatorio con cinco capillas radiales.

454. Brioude. St-Julien. Coro

En el coro destaca el capitel de las mujeres ante el sepulcro vacío de Jesús.

458. Capitel de la nave. Las Santas Mujeres ante la tumba vacía

La pequeña cripta contiene un relicario del siglo XIX con las supuestas reliquias del santo y un icono actual que lo representa.

468. Brioude. St-Julien. Cripta

La estrella de San Julián es la capilla de San Miguel situada al sur de la tribuna sobre el nártex. Hay que solicitar la llave en la oficina de turismo.

Desde la tribuna se tiene una amplia visión de la nave, de las bóvedas, de los pilares y semicolumnas adosadas y del pavimento de cantos rodados.

484. Brioude. St-Julien. La nave desde la tribuna

Los capiteles se ven desde muy cerca.

Otra vez los motivos auverneses. Hombres portando corderos.

485. Brioude. St-Julien. Capitel de la tribuna. Hombres llevando corderos

Y motivos distintos. Águila.

Capitel de la tribuna. Águila

La bóveda de la capilla la centra una imagen del Pantocrátor rodeado por el Tetramorfos.

496. Brioude. St-Julien. Capilla de St-Michel

Una gran multitud de ángeles rodean a Cristo.

493. Brioude. St-Julien. Capilla de St-Michel

488. Brioude. St-Julien. Capilla de St-Michel

Escenas con los condenados completan el programa.

487. Brioude. St-Julien. Capilla de St-Michel

Es conocida el fragmento donde unos diablos se llevan una mujer

490. Brioude. St-Julien. Capilla de St-Michel

La ventana que ilumina la capilla permite ver de cerca la vidriera contemporánea realizada, como casi todas las de la iglesia, por Kim En Joong, monje dominico coreano. En una decisión controvertida se decidió sustituir las vidrieras destrozadas durante la Revolución por éstas como aportación de la contemporaneidad al mundo románico.

499. Brioude. St-Julien. Capilla de St-Michel

Contiene la iglesia obras artísticas interesantes de otros períodos como el terrorífico Cristo leproso del siglo XIV.

Brioude. Crsito leproso

 

O la Virgen parturienta de la misma época.

457. Brioude. Virgen parturienta. Siglo XIV

 

SAINT-SATURNIN. NOTRE-DAME

En la localidad auvernesa de Saint-Saturnin la iglesia de Notre-Dame se sitúa en el punto más elevado y es visible desde todo el pueblo.

335. Saint Saturnin

Se accede a ella a través de calles de auténtico sabor medieval. Algunas con nombres tan significativos como este callejón del Infierno.

338. Saint Saturnin

La iglesia tiene aspecto de fortaleza vista desde el oeste.

373. Saint Saturnin. Ntra. Sra. Desde el noroeste

El deambulatorio que rodea el ábside muestra la particularidad entre los santuarios mayores de Auvernia de no tener capillas radiales. La decoración juega con los distintos colores de la piedra formando una faja de rosas estrelladas bajo la cornisa del ábside.

El campanario es el único que puede ser considerado original de todo el grupo y ha servido de modelo para la reconstrucción de otros como el de Saint-Nectaire.

345. Saint Saturnin. Ntra. Sra.

Entre los canecillos predominan los habituales de rollos.

Modillons a copeaux

La portada, a poniente, es muy austera, dovelada con una sola arcuación.

349. Saint Saturnin. Ntra. Sra. Portada

El interior es proporcionado y armonioso, presentando alguna particularidad como los agujeros que comunican con la cripta y permitían ver las luces que iluminaban las reliquias.

351. Saint Saturnin. Ntra. Sra. Nave central

Las naves laterales se cubren con bóvedas de arista.

369. Saint Saturnin. Ntra. Sra. nave sur

En el coro, el altar procede del vecino castillo.

367. Saint Saturnin. Ntra. Sra. Coro

En la iglesia hay una talla románica de la Virgen, de finales del XII, muy restaurada y modificada en el siglo XVIII.

353. Saint Saturnin. Virgen

355. Saint Saturnin. Virgen

Los capiteles muestran casi todos decoración vegatal, aunque hay alguno historiado como éste con grifos bebiendo, tema muy auvernés.

370. Saint Saturnin. Ntra. Sra. Capitel. Grifos bebiendo en copa.JPG

O éste con rostros entre el follaje.

Capitel. Máscaras y motivos vegetales

La cripta reproduce la planta del coro y está sostenida por robustas columnas y capiteles sin decoración.

360. Saint Saturnin. Ntra. Sra. Cripta

Una Piedad de finales del siglo XIV la preside.

364. Saint Saturnin. Ntra. Sra. Cripta. Piedad. Fines del XV.

A título de curiosidad la iglesia recuerda el culto a San Verny, patrón de vendimiadores, enólogos y, por extensión, amantes del vino en general.

371. Saint Saturnin. Ntra. Sra. Saint Verny. Patrón de los vinateros

Tras el ábside se levantan los restos de la capilla de Santa Magdalena, muy anterior a Notre-Dame.

340. Saint Saturnin. Sainte Madeleine

A %d blogueros les gusta esto: