ENCAMP

Encamp es una tranquila población andorrana entre semana y fuera de la época de esquí.

009. Encamp

Los desniveles de las poblaciones andorranas debidos a la complicada orografía y a la estrechez del valle nos obligaban a desplazarnos desde el hotel en coche, por lo menos hasta el centro.

002. Encamp. Hotel

Empezamos la  mañana siguiendo el paseo que a lo largo del  Valira llega hasta la bonita población de Les Bons.

011. Encamp. Passeig de les Bons

013. Encamp. Passeig de les Bons

Ascendiendo por sus calles llegamos al conjunto medieval que la corona. Este conjunto está formado por la iglesia de San Román, la denominada Torre de los Moros, un par de palomares, que se remontan al siglo XVI, y el antiguo depósito de agua del recinto conocido como “Baño de la Reina Mora” .

016. Encamp. Les Bons

017. Encamp. Les Bons

014. Encamp. Les Bons

Antes de llegar a la iglesia y el torreón ya vemos un abrevadero excavado en la roca.

019. Encamp. Les Bons. Abrevadero bajo la iglesia

La iglesia de San Román, consagrada en 1164 según el acta contenida en la lipsanoteca que se halló en el altar, sigue el modelo lombardo, pero realizado en época más avanzada por operarios locales menos hábiles como ocurre en muchos otros lugares del nordeste español.

042. Encamp. Les Bons. Sant Romà

Es de una nave y un ábside en el que la decoración de lesenas y arcuaciones ciegas es manifiesta.

037. Encamp. Les Bons. Sant Romà

La portada se resguarda tras un pórtico de época posterior y presenta el único motivo escultórico de la iglesia: un friso de dientes de sierra similar al de otra iglesia andorrana, la de Santa Coloma.

023. Encamp. Les Bons. Sant Romà

025. Encamp. Les Bons. Sant Romà. Portada

Como nos ocurrió en las restantes iglesias de la población no pudimos acceder al interior, lo cual al parecer sólo es posible en pleno verano, y no en todas.

Pasamos un rato sentados en el pórtico, lo que vale la pena indudablemente.

028. Encamp. Desde el pórtico de Sant Romà de les Bons

La torre , conocida como de los Moros, debía centrar todo un amplio recinto fortificado. Se levanta directamente sobre la roca al igual que la iglesia.

020. Encamp. Les Bons. Torre dels Moros

Se ha instalado una escalera metálica en su interior, la cual permite acceder a la parte superior donde quedan restos de matacanes.

066. Encamp. Les Bons. Torre dels Moros

050. Encamp. Les Bons. Torre dels Moros. Matacanes

Y desde donde se tiene buenas vistas.

047. Encamp. Les Bons. Desde la Torre dels Moros

029. Desde Sant Romà de les Bons

La torre tenía cuatro plantas y en ellas se aprecian todavía diversas ventanas aspilleras.

041. Encamp. Les Bons. Torre dels Moros

052. Encamp. Les Bons. Torre dels Moros. Aspillera

Por encima de la torre aparece el “Baño de la Reina Mora”, antiguo depósito parcialmente excavado en la roca, que tenía canalizaciones para recoger y también repartir el agua.

054. Encamp. Les Bons. Baño de la Reina Mora

Un poquito más arriba se divisa una buena perspectiva del conjunto.

055. Encamp. Les Bons. Torre dels Moros y Sant Romà

De los palomares el que está en mejor estado es el llamado de Cotxà, que aparte de su uso como palomar también debió servir de fortificación como demuestran las aspilleras de sus muros.

043. Encamp. Les Bons. Colomer de cal Cotxà

Descendimos de les Bons por sus estrechas calles que aún conservan algunos restos de su pasado y cogimos el coche para recorrer las iglesias situadas en las distintas aldeas.

070. Encamp. Les Bons

072. Encamp. Passeig de les Bons

Primero fue San Marcos y Santa María, que hoy en día hace de capilla del  cementerio.

074. Encamp. Sant Marc i Santa Maria

La iglesia de origen románico ha sido muy transformada. La fecha que aparece sobre la portada, 1712, puede ser indicativa de cuando se realizaron las mayores reformas.

079. Encamp. Sant Marc i Santa Maria. Portada

Tras la cabecera plana actual quedan restos del ábside semicircular.

090. Encamp. Sant Marc i Santa Maria. Cabecera

075. Encamp. Sant Marc i Santa Maria. Restos ábside primitivo

En cada cara del campanario de espadaña hay un rostro esculpido en no demasiado buen estado.

083. Encamp. Sant Marc i Santa Maria. Rostro en cara este de la espadaña

No lejos de esta capilla se encuentra Vila, población de remoto origen que conserva también en su parte alta una pequeña iglesia: San Román de Vila.

100. Encamp. Sant Romà de Vila

Como la anterior conserva restos del ábside original, pero el resto también ha sufrido muchas reformas.

103. Encamp. Sant Romà de Vila. Cabecera

Procedentes de esta iglesia en el Museu d’Art de Catalunya están las tablas del frontal y los laterales de una mesa de altar, que se considera de la primera mitad del siglo XIII.

En el núcleo principal de la población de Encamp se halla la parroquial de Santa Eulalia.

105. Encamp. Santa Eulalia

También muy modificada en el siglo XVII y en la primera mitad del  XX en que fue destruido el ábside original.

El esbelto campanario es lo que menos ha cambiado y en él puede apreciarse su decoración lombarda. Como curiosidad se puede destacar que tiene una notoria inclinación hacia el sur, apreciable a simple vista.

106. Encamp. Santa Eulalia

Un amplio pórtico de origen medieval protege la portada de acceso.

108. Encamp. Santa Eulalia. Pórtico

Enfrente se conserva un pequeño conjuradero cuadrangular, desde donde se procuraba alejar las tormentas y a veces otros peligros como plagas o amenazas de poderes malignos.

110. Encamp. Santa Eulalia. Conjuradero

Detrás de la iglesia hay un pequeño Museo de Arte Sacro, pero, pese al horario que había en la puerta, se encontraba cerrado.

Otra antigua población que forma parte de la parroquia de Encamp es la Mosquera en la cual también hay una iglesia, San Miguel y San Juan, de incierto origen.

005. Encamp. Sant Miquel

Cerca está la oficina de turismo y en la plaza, más arriba, el edificio del Comú. El Comú en Andorra es el órgano administrativo de cada parroquia, equivalente a los ayuntamientos de los municipios en otros lugares.

118. Encamp. Comú

Lo poco que nos sobró del día lo dedicamos a lo que es más habitual en Andorra. ¡Cómo no!, las compras

CANILLO

El día 12 de junio de 2014 aprovechando nuestra estancia en Andorra dedicamos el día a visitar lugares de Canillo.

De buena mañana nos dirigimos a Sant Joan de Caselles, situada a corta distancia de Canillo en dirección a Francia.

119. Canillo. Sant Joan de Caselles

Muy visible al estar ubicada sobre un pequeño montículo entre la carretera y el río Valira, se trata de una interesante iglesia románica de estilo lombardo.

121. Canillo. Sant Joan de Caselles

Es de una nave con cubierta de madera que culmina en un ábside semicircular orientado al este, si bien con notoria desviación hacia el norte, cubierto con bóveda de horno.

120. Canillo. Sant Joan de Caselles

Curiosamente la puerta de entrada está al norte y no al sur como suele ser habitual en el románico. Probablemente es debido a que al sur queda poco espacio entre la iglesia y el río.

137. Canillo. Sant Joan de Caselles. Desde el noroeste

La puerta conserva antiguos herrajes.

132. Canillo. Sant Joan de Caselles. Portada

La portada está precedida por un pórtico medieval, que a su vez comunica con otro pórtico al oeste, construido mucho más tarde.

126. Canillo. Sant Joan de Caselles

Lo más interesante es el campanario cuadrangular de cuatro pisos. En el segundo se abren ventanas de medio punto menos al sur. En el tercero ocurre lo mismo, si bien aquí las ventanas son geminadas.

120b. Canillo. Sant Joan de Caselles

Un friso de arcuaciones ciegas separa el tercero del cuarto donde se repiten las ventanas geminadas y donde al sur sí hay una ventana de medio punto.

122. Canillo. Sant Joan de Caselles

Al campanario se accede hoy desde la iglesia a través de un espacio añadido, pero antiguamente estaba separado de la iglesia y tenía su propia puerta de acceso al oeste, visible actualmente, aunque cegada, en el interior del pórtico.

128. Canillo. Sant Joan de Caselles. antigua puerta de acceso al campanario

En el interior la iglesia conserva fragmentos de un Cristo en Majestad de madera con la cabeza de estuco enmarcado por pinturas de principios del XII, desgraciadamente bastante dañadas cuando se descubrieron y se separaron de otras pinturas góticas que las cubrían.

El ábside , tras una reja, muestra un retablo gótico dedicado a San Juan, de principios del  XVI, atribuido al denominado Maestro de Canillo.

De San Juan descendimos hasta la población para por calles empinadas dirigirnos a la iglesia parroquial de Sant Serni.

152. Canillo. Sant Serni

Esta iglesia, aunque de origen románico pues es citada en el siglo XI, es obra de los siglos XVII y XVIII como atestigua el 1768 situado sobre la portada.

151. Canillo. Sant Serni. Portada

Tras la actual cabecera aún se ven sillares del ábside primitivo.

153. Canillo. Sant Serni. Cabecera con restos del ébside primitivo

Excavaciones realizadas en 2009 pusieron al descubierto tumbas fechadas desde los siglos VI-VII y restos de lo que pudo ser una iglesia anterior.

155. Canillo. Sant Serni. Restos tumbas y estructuras primitivas

La iglesia conserva un par de retablos barrocos.

158. Canillo. Sant Serni. Retablo de Sant Serni (XVII)

 161. Canillo. Sant Serni. Retablo barroco

Un Cristo gótico de fines del XIV.

162. Canillo. Sant Serni. Cristo del siglo XIV

Y la denominada Cruz de Carlomagno, del XVI, que estaba ubicada entre Meritxell y Prats en el lugar en que ahora hay una copia.

157. Canillo. Sant Serni. Cruz gótica de Carlomagno (antes en el camino de Prats a Meritxell).

En el exterior hay una antigua pila bautismal semiesférica, de granito, que fue usada como fuente.

150. Canillo. Sant Serni. Pila bautismal románica situada al exterior

Y en el interior otra benditera también medieval.

165. Canillo. Sant Serni. Pila benditera, siglos XI-XII

Más arriba de la iglesia el río de Montaup baja con fuerza antes de unirse al Valira.

172. Canillo

Desde esa zona las vistas son espectaculares.

174. Canillo

Bajo la iglesia, junto a la carretera, se halla el Palacio de Hielo.

177. Canillo

Al otro lado del Valira está la iglesia de la Santa Creu. Sencillo edificio de principios del XVIII que contiene un retablo barroco.

179. Canillo. La Santa Cruz

185. Canillo. La Santa Cruz

 Siguiendo en dirección a Andorra la Vella encontramos el santuario de Nuestra Señora de Meritxell, patrona de Andorra. En 1972 un incendió arrasó la pequeña capilla y desapareció la imagen románica de la Virgen.

194. Nuestra Señora de Meritxell. Iglesia antigua

Esta imagen gozaba de gran devoción entre los andorranos. La fotografía es de una copia situada en el santuario.

190. Nuestra Señora de Meritxell. Copia de la imagen

Se encargó la restauración al arquitecto Ricardo Bofill, que construyó un nuevo santuario inaugurado en 1976.

187. Nuestra Señora de Meritxell

200. Nuestra Señora de Meritxell

191. Nuestra Señora de Meritxell

Desde Meritxell un antiguo camino se dirige a Canillo.

203. Nuestra Señora de Meritxell. Camino de Prats

Pasa por dos oratorios.

204. Nuestra Señora de Meritxell. Camino de Prats. 1r oratorio

205. Nuestra Señora de Meritxell. Camino de Prats. 2º oratorio

Y luego por la Cruz de Carlomagno, donde una copia sustituye la original guardada en la parroquial de Canillo.

209. Nuestra Señora de Meritxell. Camino de Prats. Cruz de Carlomagno(copia)

Regresamos a Meritxell a buscar el coche y dimos por finalizada la intensa mañana.